Cooperativa de Editores de Medios de Buenos Aires
Cooperativa Editores de Medios BA

Denuncian “violencia simbólica” contra directivos del Cerámica 1

La legisladora Victoria Montenegro (Frente de Todos) presentó este jueves un proyecto de Declaración (Expediente 517-D-2021) para que la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires exprese “su repudio ante el hecho de violencia simbólica ejercidos sobre la Conducción y docentes de la Escuela de Cerámica N°1 por tarde de funcionarios del Ministerio de Educación e Innovación de la Ciudad, el día lunes 22 de febrero de 2021”.

Fundamentos: “El presente proyecto de declaración busca acompañar a la comunidad de la Escuela de Cerámica N°1, expresando el repudio contra el accionar violento ejercidos por  personal del Ministerio de Educación del GCABA,  bajo las órdenes de Ada Rissetto, Directora de la Dirección de Educación Artística. El asunto cobró notoria gravedad el día lunes 22 de febrero, por la mañana, durante el horario escolar. El funcionario Claudio Messina, asesor de la Dirección de Educación Artística y “reemplazante” de la supervisora Alejandra Allevato, junto a la agente María Fernanda Forte, se presentó por tercera vez consecutiva en la escuela, esta vez con modos más violentos”.

“Con la intención de presionar y amedrentar, Messina, pone de forma intempestiva su teléfono móvil en la oreja de la Directora (violentando el espacio personal, la distancia social y los protocolos sanitarios), obligándola a una comunicación simultánea entre los presentes y Ada Rissetto, Directora del Área, al teléfono. La conversación escaló, con los gritos de Messina hacia la psicóloga de escuela, Bárbara O. Ante la firme posición del cuerpo directivo, que insistió en plasmar en actas los acontecimientos ante el desmedido hostigamiento de los funcionarios, agudizó todo. La zozobra y desequilibrio de la situación de impotencia ante la negativa de tomar registro en un instrumento pedagógico, legal y legítimo, resultó en mayores presiones para no plasmar la totalidad de los hechos. Un registro parcial y sin firmas de los presentes”.

“Entendemos por los relatos y la consternación de la comunidad educativa que se trata de un claro hecho de violencia de género, psicológica y verbal. El personal jerárquico, por fuera de las formas y mecanismo institucionales, abusando de su rol, desentiende de la  inviabilidad de su propuesta, se torna en jugo de intimidación. Todo sucedió con los alumnos en las aulas y en el centro del espacio común de la escuela, sin distanciamiento y con gritos, que no cesaban pese a los pedidos expresos”, agrega el proyecto firmado por Montenegro.

“Según expresa la directora: “Después de gritarme, y de retirarse a recibir telefónicamente más órdenes de su superior, regresó y me dio la espalda todo el tiempo sin dirigirme la palabra. Luego se justificó diciendo que es “muy pasional”. Después (tal vez luego de recibir instrucciones, a través del teléfono) cambió el tono y continuó hablando con la Directora insistiendo nuevamente en cambiar la grilla actual que diseñó la conducción según la normativa. Lxs funcionarixs emisarios del ministerio instigan continuamente a las autoridades escolares con el objeto de imponer el 100 % de presencialidad en la escuela. Es conocido el ahínco del Ministerio de Educación e Innovación de la Ciudad para forzar una presencialidad total en la ciudad”, se detalla.

“Según se expresa en el protocolo, la ejecución del cronograma de clases y aplicación de las medidas de resguardo se confieren al cuerpo directivo, conocedor de las realidades, recursos y deficiencias específicas. De allí que,  si el esquema de clases presenciales posible se elevó correspondientemente, contemplando las dimensiones y condiciones de la escuela. Al no registrarse rechazo u observación expresa y documentada, los acontecimientos responden a formas fuera del respeto institucional requerido. Repudiamos el accionar de los funcionarios y emisarios del Ministerio de Educación. La eliminación de las violencias es un deber de todos, más aún en ambientes laborales e institucionales. La violencia de género como el abuso del rol dominante deben ser condenados y erradicados de la administración de gobierno; no es admisible otra lógica más que el diálogo y el respeto para construir una sociedad más justa y digna”, concluye la legisladora.

 

J.C.

Generated by Feedzy