Cooperativa de Editores de Medios de Buenos Aires
Cooperativa Editores de Medios BA

Con la guardia baja

El viernes 20 de enero, el Ministerio de Salud porteño puso en marcha una obra en el Santojanni, tendiente a mejorar la climatización en diversas áreas del hospital de Liniers. En ese marco, hasta 13 de febrero próximo, cuando se estima que finalicen los trabajos, la guardia cerrará sus puertas y tampoco funcionarán las áreas de Obstetricia y Neonatología, ni se permitirá derivar ambulancias de PAMI. Para canalizar la demanda de pacientes, el Santojanni montó un sistema de emergencia, que el director de Hospitales del Gobierno porteño, Dr. Sergio Auger, detalla en exclusiva en esta nota. 

En horas de la mañana del viernes 20 de enero se iniciaron las obras de climatización tendientes a mejorar el servicio en áreas linderas a la Guardia del Santojanni. Según el comunicado difundido por el Ministerio de Salud porteño “los trabajos tienen como finalidad lograr un mayor confort tanto para los trabajadores como para los pacientes. Según lo previsto en esta primera etapa, las obras permitirán contar con una adecuada climatización en las áreas de Guardia, hall de espera, shock room, trauma room, centro obstétrico y terapia neonatológica”.

Lo que no menciona el comunicado es que desde entonces dejará de estar operativa la populosa Guardia del hospital de Liniers y que tampoco funcionarán las áreas de Obstetricia y Neonatología.

Para intentar echar luz al respecto, Cosas de Barrio se comunicó con el Dr. Sergio Auger, director General de Hospitales del Ministerio de Salud porteño. “Estas obras son una deuda pendiente de hace cuatro años, para lograr una refrigeración adecuada en las áreas de Guardia general, shock room, trauma room, centro obstétrico y terapia intensiva neonatológica. Para eso la Guardia va a estar cerrada entre el 20 de enero y el 13 de febrero”, comenzó aclarando el cardiólogo y vecino de Liniers. Y luego agregó “esta obra obliga al cierre de la Guardia porque se va a estar trabajando sobre los techos, con rotura de mampostería, y obviamente el polvo y el material van a estar cayendo en la Guardia, por lo cual resulta imposible mantenerla operativa”.

No obstante, el Dr. Auger remarcó que “va a estar cerrado el espacio físico de la guardia, pero la atención de extrema urgencia, lo que nosotros llamamos la emergencia pura, se va a seguir realizando en el hospital. El resto, como somos un sistema que trabajamos en red, se deriva a los demás hospitales que ya están alertados y prestos a recibir pacientes del Santojanni”.

– ¿Qué ocurrirá con los pacientes que requieran una atención inmediata?

– Para eso montamos un sistema de emergencia que incluye orientadores, quienes se encargan de derivar al acceso de la calle Pilar a la gente que se acerque a la Guardia. Allí está montado un sector de emergencia extrema, para que un paciente que ingrese con un politrauma, un infarto, un ACV o con cualquier otra patología de extrema emergencia, sea ingresado al hospital a un área de shock especial donde eventualmente se lo pueda derivar a quirófano, terapia intensiva o unidad coronaria.

– ¿Y para el caso de un parto de urgencia?

– Para todas aquellas pacientes que requieran ser asistidas en un parto de urgencia, armamos una sala especial. Pero si ese parto requiere una mayor complejidad, hemos dispuesto tres ambulancias en la puerta del hospital que harán derivaciones a dos centros de neonatología, que son el del hospital Penna y el de la Maternidad Sardá.

El Dr. Auger destacó también que “además de esos tres móviles dispuestos con personal del SAME y del hospital Santojanni, para derivar a pacientes que requieran una atención en guardia más prolongada, hay otra base del SAME en Emilio Castro y General Paz donde funciona una unidad de terapia intensiva móvil, que está a disposición del Santojanni durante las 24 horas”.

El de la falta de un sistema de climatización adecuado era un reclamo sostenido por los pacientes y los profesionales de la salud que habitualmente se desempeñan en el hospital de Liniers, fundamentalmente en el área de Terapia Intensiva (UTI) y Consultorios Externos. Sin embargo, al menos en esta primera etapa, las obras no incluyen a ninguno de esos sectores. “Está programada una segunda etapa -aclaró Auger- para realizar obras de similares en las áreas de consultorios externos, y en todo el sector nuevo del primer piso, sobre el ala de Martiniano Leguizamón, donde funciona terapia intensiva y unidad coronaria. Esas obras quedan pendientes y serán realizadas a la mayor brevedad”.

Quienes se mantienen en estado de alerta son los profesionales del hospital Santojanni, que le han hecho llegar varias notas al director del nosocomio, Dr. Federico Charabora, solicitando se les informe cuál será el plan de contingencia a aplicar mientras se extienda el cierre de la Guardia y otras dependencias del hospital. “Nos interesa conocer en detalle el organigrama y el plan diseñado por la dirección del Santojanni, para la disposición, organización, y lugares de atención y permanencia del equipo de salud, contemplando las condiciones mínimas de trabajo, descanso y salud del personal”, expresó el Dr. Marcelo Struminger, titular de la Filial Santojanni de la Asociación de Médicos Municipales. A la fecha, sin embargo, aún no obtuvieron respuesta.

Generated by Feedzy